José Antonio Bardasco
-
recorrepicos.com-

          El Pico del Lago o Pico del Pinar (2009 m)
      
       (mi ensayo "Síndrome de Stendhal montañero")

            El Pico Lago, o Pico Pinar, debe su topónimo a los lagos de su base sur (las Lagunas de Tronisco), a las Lagunas Valdecarrín (al NW)  y a la joya de la flora ibérica, el valioso pinar de Lillo, de pino silvestre no repoblado, algunos milenarios.-). Yo le he rebautizado además -para mí-, como ‘Pico Brillante’ pues por su cara oeste, nevado, es un auténtico espejo de hielo.
            Al lado del legendario Macizo de Mampodre, es una asequible cumbre, con menos de 500 m. de desnivel. Nos hallamos en el Parque Regional de los Picos de Europa, entre el Esla y el Porma (Concejo de Valdeburón y Puebla de Lillo, respectivamente), y próximo al límite entre los asturianos Parque Natural de Redes (y su Nalón) y del Parque Natural del Ponga (con su Sella).
            Desde su cima y cresterío disfrutemos de una de las mejores y más completas panorámicas que se pueden tener desde una cumbre: enorme vista de los Montes de León (de los parques naturales citados, hasta San Isidro), Picos (Cornion, Urrieles), Fuentes Carrionas y mucho-mucho mar.

           
Arrancamos en el Puerto de las Señales (1625 m.) en la carretera que une el Puerto de Tarna con Puebla de Lillo. Precisamente, tomando como referencia dirección a Lillo, tenemos a la izquierda un aparcamiento, de donde unos metros más adelante sale una pista que se desdobla. No cogemos la que va de frente a los pinares, sino la que gira a la izquierda, SE, coincidiendo en principio con el PR LE-19 (Puerto de las Señales-Maraña).
            Vamos hacia  las  lagunas de Valdecarrin, bordeando el primer lago y dejando la pista para seguir la alambrada y pastor eléctrico que tenemos a la derecha y que rodean el pinar. Una senda pindia e hitada nos lleva a la cuerda donde de repente nos encontramos con la visión en primer plano del Pico San Justo (1956 m), detrás el Toneo (2091 m) y más a la derecha, el picudo Torres (2100 m).
            Seguimos a la izquierda la cresta por una llanada, viendo el primer alto al que llegamos por su ladera derecha con hitos que sortean bloques roqueros. Alcanzamos fácil esta pre-cumbre, de nuevo en la cuerda. Viendo ahora a nuestra izquierda Picos de Europa y el cordal de Fuentes Carrionas con el Espigüete a su derecha, retomamos un corto y llano paseo que lleva a una colladina que aprovechamos para asomarnos hacia Riosol, antes de atacar la falda cimera por la derecha, siguiendo las marcas y llegando sin más dificultad a la cumbre del Pico Lago (2009 m) que tiene dos jorobas a las que nos subimos.
            Estamos entre el Remelende (Tarna) y los Mampodre, a poca distancia de ellos. El paisaje, inmenso, no puede ser más agradecido, intentando interpretar en el magnífico horizonte, el sinfín de cotas
 *1.

DESCENSO.- Una vez recorridas las dos jibas de la cumbre, desde aquí podemos, entre otras posibilidades:
            A) Bajar al SE a la Loma de los Pinares de Lillo a coger la pista que nos devuelve al puerto por un lado o por el otro al bonito enclave del Lago Tronisco o del Pinar.
            B) Al collado de Tronisco donde a su vez podemos tirar por pista a Las Señales, a Cofiñal, al Caserío de  Riosol o a Maraña.

            C) En esta ocasión comenzamos a descender por la arista SE y cuando llegamos a un collado grande, llanada donde tenemos unos roquedos de frente, giramos a la izquierda sin senda, por la ladera, pudiéndonos acercar a la derecha al grupo rocoso que está encima de las minas de Riosol, para volver a la ladera y seguir en diagonal pasando por detrás de dos pequeñas agujas hacia las minas de mercurio Escarlati, por las que pasamos por encima y podemos luego acercarnos a analizar sus restos. Dede ahí, seguimos la pista que nos lleva de nuevo a los lagos Valdecarrín.
            Otra posibilidad, desde las minas, es hacer El Remelende, que estamos viendo encima del puerto Tarna. Para ello podemos cruzar el valle y carretera por donde mejor podamos, o de las minas, bajamos a coger la Senda PR-LE 19 del Puerto La Señales-Maraña,  y al llegar al Caserío del Riosol, girar a la izquierda siguiendo ahora un tramo leonés del GR-1 Acebedo-Tarna. Una vez en Tarna haremos el Pico Remelende para volver al puerto de las Señales por el Arroyo los Carros en el Llanón de Utras y el PR AS-60.

            ---------------------------
*1 Vistas desde el Pico Lago: Mirando al Macizo de Mampodre y girando a la derecha, como las agujas del reloj:
            - Empezamos ubicando a Peña Corada y el cordal de Moro-Peña Rionda
            - Al fondo tenemos la llanura de León a partir de la Camperona allá por Sabero.
            - Acá, algo del embalse del Porma, el Susarón y detrás, Peña Forcada, del Cordal de la Dama de Arinteros.
            - Más lejos y a su diestra, Peña Galicia-Correcillas y el  soberbio Bodón hasta los Altos de Vegarada.
            - Vuelta a la cercanía, San Justo (1956 m), al que se le aparece detrás el Puerto de San Isidro con la Sierra de Sentiles,  Peña Agujas, el Toneo (2091 m) y más a la derecha, el picudo Torres (2100 m) llamando la atención. Podemos apreciar en días claros también, entre el Toneo y el Pico Torres, a Peña Ubiña.
            - Girando-girando, llega la estampa de los altos del Parque de Redes, tales como Peña El Viento, Canto del Oso.
            - Allá aparece el Mar Cantábrico, del que avistamos una extensa dimensión, desde el litoral de Llanes hasta Colunga.
            - Detrás de los cerros de la Sierra del Mongayu, entre La Bardera y el Remelendi, están algunos como La Carasca o Campigüeños -del Cordal del Ponga, allá por Caso-. Más montes, al Nordeste, el Recuencu; trapezoidal Tiatordos -la montaña perfecta- y su colindante Maciédome.
            - Por fin, El Ten y el Pileñes (‘buen par de peñes’).  Y detrás de ellos, la afilada silueta de Picos de Europa -desde Santa María de Enol hasta Peña Santa (del Macizo Occidental) y de Torrecerredo a Torre Salinas pasando por La Palanca, El Llambrión y El Friero (del Macizo Central), míticos.
            - Acá abajo el Puerto de Tarna parece un juguete, vigilado por el Abedular. Y entre los dominios de La Uña y el pantano de Riaño, al fondo,  Cebolleda , Gildar, los Vallines..., resaltando el Coriscao, cuyo cordel sirve de nexo de Picos con la línea de cumbres de Fuentes Carrionas: dirección NE, sobresale nuestra piedra más preciada, el Espigüete, sede montañera que hoy cobra otra dimensión.
            - Pero todavía quedan cumbres de la Montaña Palentina: La Sierra de la Peña con Peña del Fraile,  la Sierra del Brezo, con Peña Redonda, etc. Y acabando, ubicamos al  Yordas y Recabiellos hasta llegar de nuevo a los Mampodre, dominando y vigilando la verdura de su Valle Riosol.
            - Y más y más...

Información adicional: Guardo-Las Señales: 66 km en 50'

Ver:
- Lagos de Tronisco
- Abedular
- Remelende
- Cascada del Tabayón del Mongayu por el Tarna
- Cascadas del Tabayón de Mongayu por Las Señales
- Macizo de Mampodre

- Mapas -Topográfico Nacional-: (IGN)  Puebla de Lillo 79-IV
- Ruta realizada el 01 de enero de 2015

Pico Lago 01-01-2015
Autor: José Antonio Bardasco (bardasco@hotmail.com)
 Rutas    Fotografías  Experiencias   Libro de visitas    Foro montañero     Enlaces interesantes